El presidente de Altadis alerta del peligro de la comercialización de productos de vapeo fuera de los cauces legales

Jon Fernández de Barrena ha advertido también del riesgo de políticas fiscales agresivas sobre el tabaco

El presidente de Altadis, Jon Fernández de Barrena, ha inaugurado hoy en Mérida el V Congreso Frente al Contrabando de Tabaco con una intervención en la que ha alertado del peligro de comercializar productos de vapeo fuera de los cauces legales, sin control, aludiendo a la situación producida en Estados Unidos, y ha advertido también del riesgo que supone para el aumento del contrabando llevar a cabo políticas fiscales agresivas sobre el tabaco.

En relación al primer punto, se ha referido a una operación realizada por la Guardia Civil a mediados de septiembre en Herrera del Duque (Badajoz), donde se descubrió una fábrica de cigarrillos electrónicos y productos de vapeo, sin control profesional y sanitario, para su venta por internet sin autorización comercial, con el grave riesgo que ello representaba para la salud pública.

A este respecto, sobre la situación que atraviesa el sector del vapeo en Estados Unidos, ha señalado: “Según las autoridades sanitarias norteamericanas, el mercado negro y líquidos adulterados con productos derivados del cannabis parecen estar detrás de la situación producida en Estados Unidos, una situación que no es en absoluto comparable a España, donde los productos de vapeo cumplen con los más altos estándares de calidad, fabricación y seguridad con base científica para proteger a los consumidores. Pero se trata de una situación que nos alerta y mucho, de los riesgos de la comercialización de productos fuera de los canales legales, sin el debido y riguroso control”.

Y ha insistido en este punto aludiendo, en su opinión, “a la desinformación y los ataques que viene sufriendo la categoría del vapeo, hasta el punto de que Myblu Spain, la sociedad del grupo Imperial Brands que comercializa estos productos en España, se ha visto obligada a denunciar por engañosa la campaña de publicidad del Ministerio de Sanidad al incluir el vapeo en una campaña contra el tabaco, aún a sabiendas que son productos completamente distintos”.

En cuanto a la política fiscal a aplicar en el sector del tabaco ha manifestado en su intervención que: “Agresivas políticas fiscales como la que se está llevando a cabo en Francia, con un aumento desproporcionado en el precio de la cajetilla de cigarrillos, que alcanzará diez euros el próximo año, no han conseguido el supuesto objetivo sanitario que pretendían de reducir el consumo, y lo que han logrado, por el contrario, ha sido aumentar las ventas en las zonas fronterizas de los países limítrofes, aumentando el comercio ilícito de cigarrillos diez puntos en los dos últimos años y reduciendo sus ingresos fiscales notablemente”.

El presidente de Altadis ha contrapuesto esta situación a la de España, sobre la que ha indicado: “En términos globales, la incidencia del contrabando de cigarrillos en España se ha reducido, situándose en el 8,1%, el índice más bajo de los últimos años. La mejoría en la situación económica y la estabilidad fiscal en el sector, junto al eficaz trabajo de los cuerpos y fuerzas de Seguridad del Estado y del departamento de Aduanas de la Agencia Tributaria, son variables que han permitido que el mercado de venta legal se haya recuperado ligeramente”.

El V Congreso Frente al Contrabando de Tabaco organizado por Altadis, que está previsto clausure en la tarde de hoy el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, reúne a unas 300 personas, la mayoría de ellas estanqueros procedentes de Cáceres, Badajoz, Madrid, Sevilla y Cádiz, además de agricultores extremeños, miembros de los cuerpos y fuerzas de Seguridad, Vigilancia Aduanera y otras entidades u organismos implicados en la lucha frente al contrabando (Cetarsa, OITAB, FNMT y Comisionado para el Mercado de Tabacos).

Vídeo del V Congreso Frente al Contrabando de tabaco