Hoy entra en vigor el Protocolo de la OMS para la eliminación del comercio ilícito de tabaco

La venta ilegal de cigarrillos y otros productos del tabaco representa el 10% del mercado mundial, por lo que en 2012 y tras varios años de negociación, fue aprobado un tratado que por el momento han ratificado 40 países. Este Protocolo internacional para la eliminación del comercio ilícito de tabaco, impulsado por la OMS, entra hoy en vigor con el propósito de contribuir a poner fin al contrabando de tabaco a nivel global. Los expertos consideran que el Protocolo aportará en un futuro más beneficios a medida que más países se vayan adhiriendo al mismo.

 40 paises_ratifican acuerdo

El Protocolo prevé un proceso de seguimiento y trazabilidad a través de un sistema de etiquetado que permite controlar la circulación del tabaco y trata de evitar su falsificación. Se firma, de este modo, un pacto que incluye medidas referidas a la detección de flujos indebidos y a la constitución de la base jurídica para la cooperación internacional, que ahora ha de ser trasladada a las legislaciones nacionales por cada uno de los países que ha suscrito el protocolo.

Al comercio ilegal de este producto le siguen una serie de perjuicios que afectan notablemente al desarrollo de la sociedad. Además de estar estrechamente ligado a organizaciones criminales y grupos terroristas, el contrabando de tabaco supone pérdidas millonarias al Estado, facilita el acceso de los menores al tabaco, aumenta el desempleo y, como consecuencia de no pasar por los controles sanitarios pertinentes, puede poner en riesgo la salud de los que lo consumen.