Cae una red de contrabando que operaba entre España y Portugal

La Guardia Civil ha desarticulado en Cádiz una organización dedicada al contrabando de picadura de tabaco que operaba entre distintos puntos de la geografía andaluza hacia Portugal. Esta operación – denominada “Picadura Portuguesa” – ha puesto fin al entramado peninsular que habría sido responsable del envío de más de 4.800 kilos de picadura de tabaco de contrabando al país vecino por un valor superior a los 800.000 euros.

Las primeras actuaciones comenzaron en 2018 con la incautación de tres cargamentos de picadura de tabaco de 200, 400 y 80 kilos respectivamente, transportados por ciudadanos portugueses. La investigación se centró en localizar el punto de abastecimiento de los individuos y la forma de proceder de la organización. Identificado al líder del entramado, los agentes aprendieron casi 800 kilos de picadura de tabaco ilegal, valorada en más de 130.000 euros, justo en el momento en el que iba a ser enviada al país vecino.

Fruto de las averiguaciones llevadas a cabo por los agentes de la Oficina de Análisis e Investigación Fiscal de Cádiz, junto a al Equipo de Policía Judicial de Arcos de la Frontera, se ha podido constatar las relaciones existentes entre las personas que se dedicaban a distribuir el tabaco de contrabando desde España con los ciudadanos portugueses encargados de asegurar su llegada a Portugal, teniendo su fin en la distribución a fábricas clandestinas.