Logo Altadis

El Servicio Cinológico de la Guardia Civil, una herramienta esencial en la lucha frente al contrabando de tabaco

Servicio Cinológico Guardia Civil 2

Desde que en 1951 se creara en España la primera Escuela de Adiestramiento de perros, la labor del mejor amigo del hombre ha sido fundamental en muchas de las misiones llevadas a cabo por los cuerpos y fuerzas de Seguridad del Estado, entre ellas la Guardia Civil.

El centro de adiestramiento, en dependencia del Servicio Cinológico y Remonta de la Guardia Civil, tiene su base central y escuela de formación en El Pardo (Madrid), donde dispone de 40.000 metros cuadrados para que tanto los perros como sus guías reciban una exhaustiva formación y entrenamiento. En la actualidad la plantilla está formada por 551 canes y 433 guías.

En concreto, los perros del Servicio Cinológico de la Guardia Civil están adiestrados para ayudar en tres especialidades: detección de drogas, detección de explosivos y seguridad y rescate. Así mismo, existen diversas subespecialidades en las que se entrena a los diferentes perros, como son la detección de dinero, acelerantes de incendios, cadáveres sumergidos, restos biológicos, cebos envenenados, armas detonadoras, drogas, y tabaco.

En relación a la localización de tabaco, los perros realizan una labor fundamental, especialmente en los últimos años, en los que el contrabando de tabaco ha repuntado.

En la actualidad, la Benemérita cuenta con perros adiestrados para localizar tabaco en las Comandancias de Barcelona, Alicante, Valencia, Cádiz, Algeciras y Sevilla. Próximamente, se sumarán a esta lista las Comandancias de Badajoz y Sevilla.

Por razas, la mayoría de los perros son pastores alemanes, seguidos de pastores belgas, labradores, golden, pastores holandeses y sabuesos. Antes de comenzar su adiestramiento, con un año de edad, se evalúa y clasifica a los perros para derivarle a la especialidad que mejor case con su carácter. A partir de aquí comienza la fase de adiestramiento con su guía, que dura unos seis meses.

La base de la formación de estos animales es la repetición, la paciencia, el juego y la corrección, claves mediante las cuales el Servicio Cinológico y Remonta de la Guardia Civil se ha convertido en referencia internacional.